Tómate esta botella conmigo y en el último trago nos vamos.” Así cantaba en una ranchera la eterna Chavela Vargas. Canteca de Macao anunció su despedida el pasado noviembre, después de catorce años de actividad musical por las salas y festivales de España, Europa y Latinoamérica.

Se nos va una banda que nació en 2003 y reventó las cifras de descargas hasta llegar al medio millón, momento desde el que no cesaron de subir y de ser requeridos en los eventos musicales más importantes del país.

Su gira de despedida “El último trago” comenzó en marzo en Barcelona y ya ha recorrido la mayor parte de sus destinos. Sin embargo, la gran fiesta se prepara el 11 de noviembre en el Palacio Vistalegre de Madrid, donde escucharemos por última vez la alegría de su ska, rumba, reggae y cumbia.

Hoy también nos despedimos de ellos nosotros, deseándoles que en la nueva etapa vengan muchas más cosas bonitas.

¿Es un trago amargo, agridulce o ansiado?

En el momento de tomar la decisión puede que tuviera un poco de las tres, pero, ahora que estamos haciendo la gira de despedida, cada concierto es tan especial que ver el final tan cerca hace que predomine el sabor amargo. Nos da mucha pena.

¿Volveremos a veros por los escenarios? ¿Tenéis ya en marcha algún proyecto en solitario?

Chiki ha sacado su primer trabajo en solitario. Se llama “Sumando” y ya ha hecho varios conciertos. El año que viene estará de gira. Yo tengo material esperando a que los astros se alineen para poder sacarlo.

¿En qué momento tomasteis la decisión de separaros? ¿Cuál fue el punto de inflexión?

Ha sido una decisión en frío. Darnos cuenta de que el ciclo de Canteca ha terminado y decidir que queremos darle una muerte digna.

¿Algún momento especial que recordaréis siempre?

Hay demasiados. Más que un momento es una sensación. Canteca se siente como “casa”, como positividad, risa, compañerismo, fiesta y diversión.

¿Qué pierde el panorama español con vuestra ausencia?

Eso no lo sé. Nosotros solo podemos responder de nuestra decisión y lo que sentimos nosotros; el “panorama” ya que diga lo que quiera.

¿Qué le agradecéis a Canteca?

Todo. Canteca nos ha visto crecer, gracias a esta banda hemos adquirido experiencia, hemos conocido a mucha gente, hemos viajado por el mundo, hemos estado en lugares que de otra forma habría sido imposible y hemos sentido lo que es tocar en un escenario delante de miles de personas. Llegar hasta donde Canteca ha llegado es muy difícil y todo lo que hemos vivido por el camino nos ha formado como personas.

El 11 de noviembre tenéis prometida una fiesta en el Palacio Vistalegre. ¿Algún adelanto? ¿Habrá colaboraciones inesperadas o una fiesta con amigos?

Es el día grande, la GRAN fiesta de despedida. Habrá sorpresas, fiestón y mucha emoción.

Si tuvierais que hacer alguna colaboración que aún no hayáis hecho, ¿con quién sería?

Puf, miles. Si nos ponemos soñadores, estoy segura de que a Chiki le habría encantado hacer una colaboración con Ismael Rivera. Soñadores porque Ismael ya no está.

¿A qué canción le tenéis especial cariño y no ha faltado en ninguna de vuestras actuaciones?

Muchas del primer disco. Aunque hemos seguido investigando y evolucionando musicalmente, la frescura del primer disco nos ha acompañado en toda nuestra carrera. Canciones como Contigo, Sin solución o Alternativa libertaria no han faltado nunca.

¿Cuáles han sido vuestras influencias literarias o musicales a lo largo de vuestra carrera?

Canteca ha pasado la mayor parte de su historia gestionando los procesos compositivos entre todos los miembros de la banda. Esto supone que cada músico ha aportado una parte de sus influencias musicales. Es muy difícil contestar a esta pregunta porque cada uno te diría una cosa. En mi caso, mis influencias musicales no tienen nada que ver con Canteca de Macao, o al menos muy poco. De bandas de la escena que sí me resultaron inspiradoras y a día de hoy me siguen emocionando puedo resaltar a Ojos de Brujo y ElBicho.

¿Qué se pierde al dejar la calle para subir a los escenarios?

Nada. Se gana una profesión, se hace carrera, empieza el mambo.

¿Festival o concierto? ¿Dónde os habéis sentido más cómodos?

Cada espacio tiene su punto. En general, Canteca nos sentimos bien donde vemos que el público está disfrutando, donde se les siente y se les oye.

¿Sobre qué temas sería imprescindible que concienciara la música de hoy?

A mí me interesa la música que fomenta el empoderamiento, la música que habla de contradicciones humanas, la música real. Valoro mucho la originalidad y me cansa la pedagogía. Creo que se puede concienciar de muchas cosas sin ser panfletario. Yo lo he sido durante mucho tiempo y esa fórmula de expresión tiene un rincón dentro de mí, pero ahora me interesan otras formas.

Nosotros os vamos a echar de menos seguro, pero vosotros ¿qué pensáis que os va a faltar de vuestra experiencia como Canteca de Macao?

Puff…nos va a faltar todo. Esto es lo más parecido a dejarlo con el amor de tu vida con el que has compartido 14 años.

Qué se te pasa por la cabeza?

Comentarios